ASCENSO AL VOLCÁN IMBABURA, UNA AVENTURA INOLVIDABLE

Situado al sur de la provincia del mismo nombre, el volcán Imbabura, a orillas de la laguna de San Pablo, es el mirador natural más espectacular que tiene este rincón turístico.

El volcán se levanta en una falla geológica entre los valles de Otavalo y Angochagua, y por su posición domina totalmente la hoya de Ibarra. Su cono es bastante empinado y escarpado, y sus laderas -de color gris pardo- están coronadas por rocas negras carentes de nieve.
En épocas pasadas tuvo una intensa actividad, y es célebre su violenta erupción del 16 de agosto de 1868, que produjo el terrible terremoto que destruyó varias poblaciones de la provincia, incluyendo la ciudad de Ibarra. Alcanza una altura de 4.630 metros sobre el nivel del mar.

Según Joaquín de Avendaño el autor del libro Imagen del Ecuador, el nombre del volcán Imbabura se deriva de las palabras quichuas, Imba (pececillo) y Bura (criadero) porque en algunas erupciones de agua producidas en las faldas del monte arrojó éste, gran cantidad de pececillos.
El volcán Imbabura es apto para realizar deportes extremos como escalada o realizar camping correctamente equipados ya que el clima que predomina en las faldas del volcán es relativamente frío, con fuertes vientos y una temperatura promedio de 8 grados centígrados.
El ascenso inicia en La Esperanza, una pequeña parroquia rural poblada que se ubica a pocos minutos de Ibarra, desde donde se recomienda salir a tempranas horas de la mañana. Desde La Esperanza hasta el parqueadero se llega en automóvil y desde ahí se atraviesa un empinado pajonal a los pies de la roca, que es el punto desde el cual se inicia la travesía hasta alcanzar la cumbre.
Recomendaciones Senderismo Volcán Imbabura
• Lo que se recomienda llevar
• Pantalones deportivos y una camiseta de secado rápido.
• Un buzo caliente, una chompa térmica y una chaqueta impermeable.
• Zapatos deportivos que protejan el tobillo.
• Una mochila cómoda y pequeña.
• Gorro y guantes térmicos.
• Una mudada de recambio.
• Gafas y protector solar.
• Un casco.
• Una linterna con pilas.
• Dos litros de agua.

Les invitamos a formar parte de esta aventura en medio de un paisaje natural único, el transporte para iniciar el ascenso está a poca distancia del Hotel La Giralda, donde le esperamos para que tome esta aventura.

PIÑÁN, UNA LAGUNA QUE CAUTIVA A LOS TURISTAS

La Comunidad de Piñán es una comunidad Andina que se encuentra localizada a 3112m de altura en el corazón de la Reserva Ecológica Cotacachi Cayapas, distanciada por dos días de camino (a pie o caballo) de los centros poblados más cercanos, y a 4 horas en auto desde Otavalo o Ibarra.

Es un conjunto lacustre de origen glaciar, compuesto por lagunas permanentes de diferentes tamaños que en temporada de invierno se llegan a contabilizar hasta 35 lagunillas, siendo las más grandes la de Donoso y Yanacocha. Estos bosques son refugio de fauna y productores de agua, en donde se presenta un alto grado de epifitismo y forman parte de un área protegida cubierta de vegetación andina.

En la laguna es posible practicar diferentes actividades como pesca deportiva de trucha, fotografías, tracking, camping, así como observar la ruta deportiva serpenteante del río Piura que nace de las micro cuencas del cerro Cotacachi.

Se pueden observar distintas especies de aves, como patos punteados, palometas de páramo y patillos. Los conejos, lobos y venados, son los mamíferos que viven en la reserva ecológica.

Atractivos

  • Lagunas: Es un complejo lacustre donde sobresalen las lagunas de Donoso, Susacocha y Cristococha, cubiertas de pajonales y regadas por ríos cristalinos que ofrecen un paisaje impresionante.

DESDE SAN MIGUEL ARCÁNGEL, UNA VISTA A IBARRA EN SU PLENITUD

El mirador San Miguel Arcángel es un escenario en el que se observa a la ciudad de Ibarra en toda su plenitud. Esta ciudad que está a 2 mil 200 metros al nivel del mar, fue fundada el 28 de septiembre de 1606, cumpliendo las ordenes de Miguel de Ibarra a través de Cristóbal de Troya, por ser una puerta de salida al mar.

El Municipio de Ibarra edificó el monumento de San Miguel Arcángel, simbolizando al guardián permanente de la urbe. En este mirador se aprecia lúcidamente a la ciudad de Ibarra y sus alrededores como San Antonio de Ibarra, La Esperanza, lomas de Azaya, Loma de Guayabillas, Yuracruz y elevaciones como el Imbabura, Cubilche, Curro, Cotacachi, entre otras.

En el sector las pendientes son fuertes por lo que en ellas no hay mucha vegetación; sin embargo, en la parte baja encontramos especies como chilca, cholanes, entre otros arbustos.

La construcción de la base del arcángel está hecha en hormigón armado, paredes de ladrillo, enlucidos, la estructura interior de las gradas son metálicas. El Monumento en sí está construido en hormigón con una estructura interior metálica y mallas electro soldadas, la pintura utilizada es blanca.

ATRACTIVOS
• Laguna de Yahuarcocha: Esta laguna está rodeada de lomas y miradores naturales que se suspenden hacia el costado sur-occidente, erosionadas en su mayor parte. Presenta un entorno de cultivos, de fincas y terrenos de indígenas enmarcados por la cordillera de Angochagua.

• Tolas del Tablón: Las Tolas se localizan hacia el este de la Laguna de Yahuarcocha en un alto promontorio (a unos 200 metros sobren el lago) en la única explanada de la Cordillera de Angochagua, que al parecer fue creada.

De acuerdo a las muestras recolectadas y analizadas del sitio mediante el método del carbono 14, datan de 1470 d. C. y la construcción de estas Tolas oscila entre los años 700-1525.

• Autódromo Internacional de Yahuarcocha: Este autódromo es utilizado para la realización de competencias automovilísticas nacionales e internacionales y prácticas temporales desde el año 1970. Es de estilo moderno y tiene dos autódromos con una extensión total de 192 000 m2, el primero de ellos tiene 150 000 m2 y el segundo tiene 42 000 m2.

• Tolas de Socapamba: Es un sitio de montículos localizado a 4 km de la Laguna de Yahuarcocha, al pie de La Cordillera de Angochagua a un costado de la Panamericana Norte, entre el clima caliente del Valle del Chota y el mesotérmico húmedo-seco de la Hoya Internacional en un sitio árido.

LA GASTRONOMÍA DE IBARRA ES PARA TODOS LOS GUSTOS

Ibarra es la capital de Imbabura. Es el centro de varios sitios turísticos que se puede disfrutar en toda la provincia, caracterizada por su paisaje lagos, lagunas y una riqueza cultural incuantificable.

También es un atractivo en cuanto a su gastronomía. Un detalle importante de conocer al llegar a visitar Ibarra, conocida también como la Ciudad Blanca.

HELADOS DE PAILA

Rosalía Suárez es la pionera de los helados de paila, nació en el año de 1880 y a los 16 años descubrió la preparación de los helados, todo comenzó cuando Rosalía observó pasando por Ibarra a los franceses de la Misión Geodésica que utilizaban recipientes de aluminio en los que colocaban hielo y fruta de nuestros nevados y con eso preparaban helados.

Conjuntamente con su cómplice y amiga Margarita Loyo empezaron a preguntarse si podrían usar la paila que tenían en casa para poder transmitir el frío, de esta manera empezaron a experimentar colocando un cajón de madera como soporte una batea como sostén del hielo y la paja además de la paila de bronce. Tras juego y juego y varios experimentos descubrieron la manera de realizar helados denominados helados de paila los cuales siguieron comercializando y desde entonces los helados de paila son un manjar tradicional de la ciudad de Ibarra.

NOGADAS Y ARROPE DE MORA

Hace más de 120 años inició la elaboración de las nogadas y el arrope de mora en la ciudad de Ibarra, la pionera de las nogadas en la ciudad es Clementina Guzmán, la misma que estudió o vivió en un convento en el cual dos madres españolas preparaban el producto, de esta manera Clementina Guzmán aprendió del arte y lo empezó a comercializar en la ciudad. Negocio que fue creciendo y hoy en día forma parte de la tradición gastronómica de la hermosa ciudad de Ibarra.

 

EMPANADAS DE MOROCHO

Las empanadas de morocho son tradicionales desde el siglo XX, la historia es un tanto graciosa pero de la cual surgió este delicioso aperitivo.

Todo comenzó cuando Julia Palacios de Castro se entera que falleció un familiar por tal motivo salió de su casa con mucho afán y olvidó que dejó el morocho en la vasija de barro en la cual lo preparó para el almuerzo de su familia, en aquella época a los fallecidos se los velaba más de tres días por tal motivo el morocho se encontraba en un estado de fermentación así que Julia para no desperdiciar el producto intentó realizar una colada lo cual no resultó asi que decidió moler el morocho hasta que el mismo se convierta en masa para de esa manera preparar las empanadas en una paila de bronce.

Dicho bocadillo compartió con sus familiares y vecinos el cual fue del agrado de todos y desde aquel momento nacieron las tradicionales empanadas de morocho que tienen el relleno de zanahoria, arveja y carne.

Su preparación es ardua ya que se debe tener varios días el morocho en agua y se cambia de agua regularmente además de freír las empanadas en una paila de bronce y con manteca vegetal estos pequeños detalles son los que hacen a las empanadas un deleite para el paladar de propios y turistas.

La tradición ha surgido de generación en generación lo que les ha permitido convertirse en un bocadillo tradicional de la ciudad de Ibarra y a los propietarios tener varias sucursales donde preparan las famosas empanadas de morocho.

PAN DE LECHE Y HELADOS DE CREMA

La preparación del famoso pan de leche y los helados de crema comienza hace cuarenta años. Wilson Bedón Almeida, aprovechando que junto a su casa funciona la escuela Santa Marianita de las madres franciscanas, decidió abrir un bazar donde además vendía helados de crema. El bazar funcionó alrededor de diez años y lo cerró porque su ocupación como director de una escuela le demandaba mucho tiempo. Pero al jubilarse reabrió el negocio ya como una heladería cafetería, donde además empezó a preparar el delicioso pan de cuajada de harina de maíz, conocido como pan de leche. Wilson Bedón prepara los helados y su esposa el pan, y de esta manera llevan más de veinte años atendiendo al público con uno de los productos más apetecidos de la ciudad de Ibarra.

El plato típico del Alpargate. “Este plato ya tiene cuatro generaciones, consiste en servir en charoles la carne colorada, papas, canguil, mote, queso y otro charol de aguacate y la chicha de jora”, dijo Luis Alfredo López uno de los fundadores del conocido restaurante El Alpargate, sitio muy tradicional de la Ciudad Blanca.

Fuentes de información:

http://guiainformativaturisticadeibarra.blogspot.com/p/gastronomia-tipica-de-ibarra.html

http://www.elnorte.ec/ibarra/ibarra-con-diversa-gastronomia-HAEN41867

http://gastronomia-ciudadeibarra.blogspot.com/p/blog-page_10.html

ATUNTAQUI, EL CENTRO INDUSTRIAL DE LA MODA

Ubicada a  15 minutos de Ibarra, Antonio Ante es  un pequeño cantón de Imbabura. Quienes lo visitan o han escuchado hablar de él lo identifican más como Atuntaqui.

Catalogada como el “Centro Industrial de la Moda” ya que su tradición textilera la ha convertido en un gran centro comercial de prendas de vestir. En el centro de la urbe, puede encontrar una gran variedad de almacenes que ponen a su disposición todo tipo de productos textiles para usted y su familia.

Su  clima es cálido y primaveral, con una temperatura promedio de 18ºC debido a su ubicación en el valle interandino.

ORIGEN DE SU NOMBRE

Su nombre proviene de las voces indígenas Hatun-Taqui que significan Tambor Grande, nombre de la ciudad aparentemente atribuible a sus aguerridas participaciones bélicas precolombinas.

El 16 de agosto de 1868 fue parcialmente destruida por un terremoto que provocó miles de muertos y damnificados, tras su reconstrucción así como en su posterior desarrollo tuvieron especial importancia la fábrica de tejidos – que instaló una planta hidroeléctrica en las orillas del río Ambi – y la llegada del ferrocarril a la población de Andrade Marín, ubicada a 5 km al este de Atuntaqui, es destacada por su industria textil y su artesanía.

 GASTRONOMÍA

Aquí   podrá degustar con su familia de la exquisita fritada complementada por los típicos helados de crema, las panuchas, rosquetas, mojicones y suspiros, productos elaborados a base de maíz, o deliciosos cuyes asados en las parroquias de Chaltura y Natabuela.

 

 

 

ATRACTIVOS

  • Expoferia Atuntaqui

Evento organizado por la Cámara de Comercio de Antonio Ante a través de su Comisión Expoferia con el aporte del Gobierno Municipal, que han hecho de esta exposición la gran vitrina que muestra el potencial Industrial-Textil, Artesanal, Agropecuario y Gastronómico con el que cuenta el cantón.

  • la caminata “Arrieros por Siempre”, el gran “Paseo del Chagra”, el delicioso “Festival Gastronómico”, la competencia de “Coches de Madera”, las internacionales “riñas de Gallos” en uno de los coliseos más modernos del país construidos para el efecto, así como también las competencias del alto riesgo y muchas emoción como son las de 4×4 y motociclismo, en la pista Internacional de “Alobuela”.
  • Feria Industrial y Artesanal: Se realizan los viernes y domingos constituyen una vitrina de la producción textil, donde se expone al visitante variedad de artículos en diferente calidad y diseño.
  • Almacenes Comerciales: Generación tras generación la gente de Atuntaqui con su habilidad y trabajo de todo un largo tiempo ha dado a conocer el adelanto de la tecnología con la cual hicieron de esta ciudad productiva, industrial y competitiva con la creación de varias microempresas, donde se brindan producción a precios bajos, calidad en el producto y cortesía en la atención, almacenes donde se encuentra variedad de ropa tanto para mujeres como para hombres, también se puede observar tendidos de cama, blusas en lana, y una gran variedad de material en calzado.
  • INOCENTES EN FIN DE AÑO concentra la mayoría de vecinos y turistas que visitan la provincia de Imbabura, durante el feriado de Año Nuevo.  el atractivo principal de la temporada es la Fiesta Popular de Inocentes y Fin de Año.